miércoles, 9 de enero de 2013

INSPIRACIÓN







Es el sol un bello lucero,
que cada mañana me despierta al despuntar por el mar,
después de bañarse y asearse, sale reluciente
por el horizonte, entre las aguas mediterráneas
de mi tierra natal.
Aguas bendecidas por Dios
y que son junto a ti,
mi más bella  inspiración.
 




LUZ DE LUCERO






Bajo la luz de un lucero me cobijo
de la mano de la amistad,
esa luz me baña con eterna bondad.

A Dios le pido no me suelte de la mano
pues no quiero perderme entre la alegre
compañía de la frivolidad.