jueves, 12 de julio de 2012

MIRA ALMA MÍA



En este profundo y pesado sueño
me veo sumido,
mira alma mía, mira
como mi cuerpo suspira
tratando de salir de este sueño
que me agota.

vivo de ilusiones, a veces lloro
por no poder encontrar mi norte
pero te pido alma mía
que no abandones este cuerpo
que intentó llevar a cabo
los designios del señor,
un cuerpo soñador que sufre
en el frio helador y
ante el insoportable calor
pero al fin y al cabo
trata de cumplir la tarea que
Dios le encomendó.

Mira alma mía, mira este
cuerpo desnudo, que escribe,
llora, ríe, vibra y reza pero sobre todo
ama, todo lo que Dios en su infinita
gracia le regalo.